Los orígenes del comportamiento violento.

Los orígenes del comportamiento violento.  domestic-violence

Existe evidencia de que un nivel considerable de estrés durante el embarazo puede aumentar el nivel de testosterona, lo lleva a que nazcan niños más propensos a la hostilidad y la violencia. Existe una disfunción cerebral presente. La existencia de abuso físico en la infancia puede llevar a lesiones en los lóbulos frontales, que son el área que ayuda al control de los impulsos y la regulación de las reacciones. Niños que han sufrido violencia en sus hogares o han sido víctima de negligencia sistemática pueden desarrollar una visión del mundo hostil, dentro de la cuál nadie se preocupa por ellos.

 Altos niveles de estrés al inicio de la vida puede llevar a cambios estructurales en el cerebro. Algunos de estos niños crecen con la sensación de que los demás son objetos que pueden ser usados. La falta de socialización temprana y de apego convierte a los niños en personas carentes de preocupación por los otros y con facilidad para encontrar justificación al herir y lastimar a las personas. Se identifican con el agresor en el hogar, pues es él quien detenta el poder. Muchos varones aprenden patrones de comportamiento letales y los transmiten de generación en generación.

____________________

 
DIRECCIÓN: Joaquín Angulo #1022, entre Frías y Gregorio Dávila.
Col. Santa Teresita, Guadalajara, Jal.
Anuncios
Esta entrada fue publicada en SERVICIOS. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s